martes, 25 de octubre de 2011

Más libros y menos trapitos

El mundo del glamour valenciano está más apagado que la sonrisa de Zapatero. Desde que Telva hizo su fiesta en el Palau la Música no hemos vuelto a tener ocasión de lucir un modelito nuevo; y lo peor que es que no se atisba nada en lontananza; siempre nos queda la entrega de los premios Jaume I, claro que eso más que una cita glamurosa es una cita de sabios e intelectuales, en la que no procede lucir escote ni taconazos.
Otros años, por estas fechas teníamos la excusa de la Mostra de Cinema del Mediterráneo, que no es que fuesen los premios de San Sebastián, Cannes o Venecia, pero que en su tiempo, hace ya muchos años, nos daba una excusa para salir de casa. La crisis y el aburrimiento –vaya peñazos de películas ponían últimamente- se la han cargado y ahora nos hemos quedado sin excusa para invitar a alguna que otra vieja gloria del celuloide que nos animase a salir de casa.
También hubo una época, cuando las tarjetas de crédito reventaban nuestros monederos, en los que por estas fechas se hacían grandes fiestas para inaugurar tiendas, con canapés, alfombras en la calle, fotógrafos y algún que otro famoso dejándose hacer fotos entre el populacho. Ahora las tiendas se inauguran con tanta discreción que recuerdan al paso de Sonsoles Espinosa por la Moncloa.
Quizás haya llegado la hora de cambiar algunos hábitos. Atrás quedaron las tardes de shopping desenfrenado con cargo al crédito de la tarjeta. Nos pasa como a la Generalitat, que ya no hay quien nos preste un céntimo y con lo que ganamos apenas nos da para pagar los gastos del mes. Así es que tendremos que ir pensando en otras cosas: por ejemplo, en darle un toque más cultural a nuestras vidas. Para empezar, Sara Pérez Roselló, con su agencia Le Fabric, ha organizado un foro de arte y creación llamado ArtinGroup, que se celebrará en Valencia hasta el 23 de octubre. El foro consiste en conferencias y exposiciones de arquitectura, escultura, pintura, diseño, música, artes escénicas y nuevas tecnologías que se celebrarán en el Centro del Carmen, el IVAM, el MuVIM o la Filmoteca de Valencia. Participan artistas tan conocidos como Michael Nyman, Foster + Partners, Jaime Hayón, José Guirao, Miquel Navarro, Ramón Esteve o la Fresh Gallery, donde está exponiendo Juan Gatti, el autor de los carteles de Almodóvar, del grupito de la movida de Alaska y Mario.
De todas las citas, las más glamourosas serán el cóctel del martes en el Hotel Westin a beneficio de Unicef, el concierto de Michael Nyman el viernes en el Palacio de Congresos y, para las amantes de la moda, la expo del diseñador Juan Vidal y la conferencia de Enrique Loewe el jueves, las dos en el centro del Carmen.
Y hablando de Loewe, la semana que viene la firma se trae a su tienda de Valencia la colección “made to order”, una serie especial de bolsos por encargo que te permite elegir el modelo que más te guste, desde el Amazona hasta el Tierra, y seleccionar el color y hasta las pieles: napa, ante suave, cuero rígido y pieles exóticas como el avestruz, el lagarto y el cocodrilo.
Aunque quizás, a partir de ahora, tengamos que ir pensando en quedar a merendar en el Mercado de Colón para hablar de arte y de literatura en vez de pasar cotillear sobre la última colección de bolsos de Loewe. Si es así, habrá que estar pendiente a lo que pase con la novela de Blanca Crespi Fitera, que ha quedado semifinalista de los premios Planeta con “La sombra de un desconocido”. Ella es hija y sobrina de las hermanas Fitera, que son un referente del glamur valenciano. A la fiesta de entrega de premios, que fue anoche en Barcelona, fue la autora con su madre. Laura Fitera llevó un vestido negro de Juan Vidal de neopreno, clutch de calaveras de Alexander Mcqueen y tacones negros de Louboutain, y Blanca escogió con un minivestido rosa de Dolce Gabbana rosita con un collar babero de su tía Blanca Fitera para la gran noche.