miércoles, 10 de marzo de 2010

La arruga el bella… ¡y una porra!

Odio, odio, odio a Sandra Bullock, a Penelope Cruz y a Angelina Jolie; las odio a las tres porque van por la vida luciendo las mismas piernas, el mismo pecho, el mismo pompis y la misma cara desde hace veinte años. Y mientras, el resto de las mortales nos encaramos cada dos por tres al espejo y aceptamos con resignación nuestra condena a convivir de por vida con la flacidez, las canas y las arrugas. Y digo yo, si eres famosa, rica y guapa; si con tu mera presencia eres capaz de rendir a un ejército de hombres; si los modistos y diseñadores de medio mundo te persiguen para que luzcas sus modelos, ¿qué endemoniada necesidad tienes de operarte mil veces para parecer eternamente joven?; ¿a qué ese ensañamiento con el resto de las mortales?
Claro que puestas a odiar, a la que más odio es a Meryl Streep; ¡sesenta años que tiene la tía y, mírala, parece una treintañera capaz de enloquecer al mismísimo Jon Kortajarena, que podría ser su hijo!
Alguien debería sacar una ley que prohibiese a las famosas operarse para que todo el mundo viese como se llenan de canas y de arrugas, mientras las demás nos atiborramos a botox y parecemos más jóvenes que ellas; esa sería una buena forma de compensar las injusticias de este mundo.
A la espera de esa ley que nunca llegará, lo que nos queda a las cuarentonas mundanas es rebanarnos los sesos para decidir entre no hacer nada y confiar en aquel viejo dicho que nadie se cree de que “la arruga es bella”, o someterse un tratamiento de rejuvenecimiento. Y la que opte por el tratamiento aún tendrá que elegir entre el botox, la mesoterapia, los ultrasonidos, el quirófano, el peeling o el suicidio colectivo.
El último invento que han sacado es la electroestimulación facial, un aparatito que ejercita los músculos de la cara y promete recuperar el contorno caído y levantar los pómulos en ocho semanas. En fin, que para el verano puedes lucir más lozana, fresca y juvenil que Doña Leti…
Fíjate lo que son las cosas, que la gimnasia facial es exactamente lo contrario al botox, que paraliza los músculos. De hecho las instrucciones del aparatito dicen que no funcionará en los músculos relajados por el botox. Vamos, que tienes que elegir, o una o otra.
Yo a estas alturas ya no sé que pensar. Llamo a mi asesora de estética, Ursula Sopena, a ver si me saca de dudas y me dice que tenga cuidado con esos aparatos caseros, que una clienta suya casi se quema la piel con uno de luz pulsada, ¡uff, uff, uff! Ella me recomienda unas inyecciones de colágeno, vitaminas y ácido hialurónico.
Para terminar de complicarlo, esta semana me envían una muestra de una cápsula de rejuvenecimiento. A punto estuve de tomármela sin leer las instrucciones, que decían claramente que el contenido de la cápsula era ¡veneno de serpiente! y que no había que ingerirlo, sino mezclarlo con la crema hidratante. ¡Glups! El veneno de vívora tiene un efecto similar al botox, relaja los músculos y paraliza las contracciones musculares.
Definitivamente, elegir la ropa de la temporada es mucho más sencillo que escoger un tratamiento, así que opto por ir de compras. Afortunadamente, la semana que viene hay un montón de excusas para salir de tiendas y olvidarse de las arrugas. El lunes abre nueva tienda Begoña Buqué, en Grabador Esteve, con ropa muy juvenil y desenfadada, muy de su estilo.
El jueves, ración doble: por la tarde, desfile de Enrique Lodares en su estudio de la calle la Paz y por la noche ¡tachán, tachán! Noche abierta de la tienda de Sfera de Colón 1. No sólo estará abierta de 10 a 12 de la noche, una hora estupenda para ir de compras, sino que además toda la colección de verano ¡toda! Tendrá un veinte por ciento de descuento. Además, habrá fiesta con DJ, jamoncito del bueno y hasta actores de l'Alqueria Blanca Iris Lezcano (Anitin) y Alex Gadea (Diego, el hijo de Blay).
Ah, bueno! Y Marta de Diego ha sacado una nueva línea Demi-Couture que te permite lucir un modelito a medida por la mitad de presupuesto y, por si fuera poco, el viernes Luís Rocamora inaugura un nuevo espacio en El Corte Inglés de Nuevo Centro. El tratamiento contra las arrugas, lo dejaremos para otra semana.

7 comentarios:

Blair dijo...

La arruga no es muy bella pero el exceso de intervenciones y de botox por ejemplo aún menos...que se lo digan por ejempo a Nicole Kidman!Besos

Anónimo dijo...

No es que sea una fan del botox, ni de nicole, pero si tenemos que elegir entre la piel de nicole y la de la vecina del quinto..., dime con qué te quedarías.

Ana dijo...

Tienes razón, deja para más adelante el tratamiento, mucho más saludables las compras, sin comparación.

SuzieM dijo...

ay, qué risa con este post!! muy bueno!

Anónimo dijo...

El jueves también fue el desfile de Marina Rinaldi en su tienda del centro. Creo que salió en LP. Besets, Begoña.
Emi

Mayte de la Iglesia dijo...

Cotilleo: Conoci en persona al gran Lucio Chiné y aunque acertamos con aquello de ser un insider nos equivocamos con la edad. Nada de un cascarrabias de setenta años, un mocete muy majo!!! jejejje
Siguiente meta: Sr Q...jajja

Bs

Unknown dijo...

Mayte te he oido!.Cotilleando a mis espaldas? Yo un cascarrabias? Paparruchas!. Saludos Begoña.:)