lunes, 6 de noviembre de 2017

Escapada a Italia

Los Amigos del Museo de Bellas Artes de Valencia visitaron Sicilia con un guía de excepción: el catedrático de historia del arte Felipe Garín
Italia es uno de esos países que nunca te acabas. Puedes ir a comer, a echar por tierra tu dieta. Puedes ir de compras, a quemar tu tarjeta de crédito. O a vivir una locura de amor y sacar a tu corazón de su órbita. O simplemente a ver italianos, que eso nunca aburre. También, como no, puedes ir a disfrutar del país con mayor patrimonio artístico del mundo. Para ese viaje es bueno llevar de acompañante a un catedrático de arte. Eso es lo que hicieron un grupo de la Asociación de Amigos del Museo de Bellas Artes de Valencia, con su presidenta María José Navarro: irse de viaje a Italia con un guía de excepción como el catedrático de historia del arte Felipe Garín.
El grupo estuvo formado por Amelia Guich Lamo de Espinosa, Mª Pilar Millán, Mayren Beneyto, Ramón Pascual Mahiques y Blanca Fitera, Marisa Marín, Jose Antonio Prat y Bienvenida Guerrero; Joaquín Sanz de Bremond y Aurora Colvé; Teresa Montagut, Mercedes Fillol, Carmen Pocoví; Vicente Altabert y Amparo Subiela; Blanca Gómez-Ferrer, Mª Jesús Trénor y Trénor, Mª Rosa Arnau, Amparo San José, Mª Luisa Cirbiant, Asunción González y María Gómez.

Visitaron Palermo, Monreale, la catedral de Cefalú, el valle de los templos en Agrigento, Selinunte, Piazza Armerina, con su imponente Villa Romana del Casale. “Desde Catania, fuimos a Noto y Siracusa, para finalizar con la maravillosa Taormina y la subida al Etna. Han sido unos días de inmersión artística en esta zona de Italia en la que se puede ver todas las corrientes artísticas, pues todas la civilizaciones dejaron allí su impronta”, cuenta María José Navarro.
Mayrén Beneyto también disfrutó del viaje y de la ópera, una de sus pasiones: “En Catania visitamos el Palacio Máximo Bellini y su tumba en la Iglesia de Santa Tecla, también la Catedral de Marsala, con su precioso atrio, la Catedral de Palermo, con sus diferentes torres y cúpulas y el Palatzio Palatino”.

Los Amigos del Museo de Bellas Artes de Valencia ya están preparando el próximo viaje a algún destino con mucha historia, por si alguna se anima.